Textual publicación en el Facebook del cantante Jesús Adrián Romero


Criterio utilizado para bloquear a personas de redes sociales

Alguien preguntó en las redes sociales que si porque bloqueo a personas que me hacen ignominia con fundamento en la biblia.

Creo que en la manera que se formulo la pregunta, esta la misma respuesta.
La biblia no debe usarse para hacer ignominia de nadie. La ignominia es una ofensa que se hace públicamente.

Pablo le escribió a Timoteo acerca de la manera de tratar con aquellos que están equivocados o son ignorantes de la verdad.
“Porque el siervo del Señor no debe ser contencioso, sino amable para con todos, apto para ensenar, y no propenso a irritarse. Que con mansedumbre corrija a los que se oponen, por si quizá Dios les conceda que se arrepientan para conocer la verdad”
2 Timoteo 2:24-25

Desafortunadamente el hacer ignominia de los demás utilizando la biblia en las redes sociales es el deporte favorito de muchos cristianos. Son pocos los que acatan el consejo de Pablo a Timoteo, y con la excusa de ser celosos de la “verdad” ofenden a muchos y se convierten en una piedra de tropiezo para que la gente conozca la verdad.
Cuando pienso en las redes sociales, en un sentido las veo como una extensión de mi propia casa, un lugar donde puedo tener cierto dialogo con personas que me siguen.
De la misma manera que no permito a ciertas personas entrar a mi casa y se sienten en mi sala a conversar, tampoco lo permito en las redes sociales que llevan mi nombre.
El equipo que administra mis redes sociales tiene instrucciones muy especificas de mi parte acerca del tipo de personas se deben ser bloqueados.
A continuación les paso la lista.

a. Los dogmáticos.
Estos son los que consideran sus opiniones en temas periféricos de la fe como algo cierto y fuera de toda duda. Este tipo de personas siempre están peleando.
Para mi hay temas absolutos e inamovibles. No creo que sea necesario enumerarlos, pero es obvio que estoy hablando de los temas que todas las iglesias evangélicas consideran como parte de su credo, y en esto, me considero ortodoxo. Pero en temas periféricos de la fe, esos que cambian a través de los tiempos y las culturas, siempre estoy aprendiendo, y no creo que mi opinión siempre es totalmente cierta o libre de dudas.

b. Los que se burlan, ofenden y emiten juicio en sus comentarios. Cuando alguien a través de su comentario ya paso juicio acerca de mi persona, no hay mas que decir, la conversación se trunco. Lo he comprobado una y otra vez, mi respuesta solo echa mas leña al fuego del juicio y lo mas lamentable de todo esto es que damos un testimonio vergonzoso. Simple y sencillamente no voy a permitir que alguien entre a la sala de mi casa y me ofenda a mi y a mi familia.

c. Los que ofenden a personas de otra religión.
No creo que las redes sociales sean el vehículo adecuado para tratar de corregir a alguien que creemos que esta equivocado. El evangelismo y el discipulado siempre será mas efectivo a nivel de uno a uno y en vivo y en directo; con amigos, vecinos, parientes, etc. etc.
No representamos fielmente a Cristo cuando ofendemos a otros sino cuando les mostramos gracia y favor. Debemos ser embajadores de la bondad de Dios
Si alguien ofende a alguien de otra religión en nuestras cuentas de redes sociales, lo bloqueamos.

d. Los militantes fanáticos.
Desafortunadamente en Latinoamérica se han conjugado varios factores socioeconómicos y culturales y han creado una fuerza de gravedad que esta jalando a la iglesia hacia una forma de radicalismo que no es ni coherente ni bíblico. Es vergonzoso leer algunas de las cosas que comentan los cristianos. Por ejemplos, hace días subí una foto de un tocadiscos que mi esposa me regalo, la foto también incluía un disco de Agustín Lara y muchos hicieron los típicos comentarios cáusticos mandando al infierno a aquellos que escuchamos música que no contenga letra cristiana. Yo respeto a aquellos que no quieren escuchar música “secular”, ¿No pueden hacer ellos lo mismo?. El fanatismo en ocasiones es irrisorio, por ejemplo, si subo una foto comiendo con mi esposa o mis hijos en un restaurante, me mandan al infierno argumentando que soy millonario, (háganmela buena), o empiezan con el absurdo argumento de que hay gente muriéndose de hambre en el mundo y yo comiendo en un restaurante. Los militantes fanáticos son “híper-espirituales” y quieren intimidar a los demás.

e. Los que hacen de un tema una cruzada eterna.
Hay personas que solo hablan del mimo tema y cansan. Estos son los que hacen de un tema una cruzada eterna. C. S. Lewis lo explico de esta manera “Lo que empieza como una parte de su devoción a Cristo, se convierte en lo mas importante de su devoción a Cristo” No que el tema no sea importante, sino que lo hiciste mas importante que tu devoción a Cristo.
Cuando solo te enfocas en un tema, hace prácticamente imposible el dialogo en las deferencias legitimas que hay entre nosotros.
Cuando toman mi pagina para tratar ofender a los demás por celebrar la navidad, (un tema periférico que se ha convertido en una cruzada para muchos), los bloqueamos. Si quieren convencer a todo mundo que la navidad es pecado, háganlo en su propia pagina.
En conclusión:
Se que muchos no estarán de acuerdo con mi criterio para bloquear personas de las redes sociales, pero tu tienes tu propio criterio y lo respeto.

El deseo mas grande de mi corazón es que el mundo conozca el gran amor de Dios mostrado en la cruz a través de su hijo Jesús y vivo cada día para que la gente conozca ese amor.
Compartir