crédito/ACLJ.org

11/06/15 - El Pastor Saeed Abedini fue golpeado salvajemente en la prisión en donde se encuentra detenido desde hace 3 años en Irán, acto propiciado por sus mismos compañeros de prisión. Los golpes fueron en su rostro lo que causó que sus ojos se tornen de color morado y negro, y de no haber sido por la intervención de los guardia de la cárcel, la agresión podría haber sido de suma gravedad.

Los médicos que atendieron al Pastor Saeed, determinaron que no tiene ninguna fractura, a pesar de la brutal golpiza a la que nuevamente fue sometido. Su vida se encuentra en constante "amenaza", no solo por ser americano sino por ser un "ex creyente del Islam convertido al Cristianismo".

El Pastor Saeed que cumplió sus 35 años en el mes de Mayo, sabe que la única forma en la que dejará de ser acosado es negando a Jesús, mientras desde la cárcel clama a Dios por un avivamiento en los Estados Unidos.




La esposa del Pastor, Naghmeh Abedini, quién es representada por el Centro Americano para la Ley y la Justicia, confiesa que "su familia está destrozada" pero que Jesús no los ha abandonado, también informó que los prisioneros rompieron una pequeña mesa utilizada por Saeed para el estudio de la Biblia mientras le propinaban la paliza la semana pasada.

La mujer declaró a Christian Post que la pena de prisión de su marido se incrementará a menos de que niegue su fe en Cristo, algo que ella descarta en absoluto.  Ella misma habló la semana anterior ante el congreso de los Estados Unidos, pidiendo nuevas medidas que permitan la liberación de su marido.

En el año 2012 el Pastor fue arrestado por las autoridades iraníes, mientras se desempeñaba trabajando en un orfanato para niños, para más tarde ser condenado a estar en prisión por 8 años acusado ​​de amenazar la seguridad del país a través de reuniones religiosas privadas en hogares cristianos. El Pastor Saeed Abedini, estableció unas 100 iglesias en casas, abarcando unas 30 ciudades iraníes, llegando a alcanzar unos 2.000 miembros

Actualidad Cristiana
Compartir