01/08/15 - EE.UU. - Un Pastor llamado John David Brock de 60 años, del Estado de Kentucky, ha muerto a causa de la mordedura de una serpiente de cascabel sufrida durante un servicio religioso. El hombre de la pequeña ciudad de Jenso, se encontraba manipulando un reptil durante un culto dominical en su Iglesia, cuando de repente el animal lo atacó mordiendo su brazo izquierdo.

Las autoridades locales manifiestan que el Sr. Brock no quiso recibir atención médica, y fue trasladado por sus familiares a la casa de su hermano en donde a las pocas horas falleció.

El Pastor Brock era también un minero, conocido en su ciudad por trabajar con el carbón durante 36 años, se sabe que el hombre tenía problemas de salud, aún desconociéndose la causa oficial de la muerte que será determinada a partir de los registros médicos.

El manejo de serpientes por parte de estas congregaciones, es bastante común verse sobre todo en los estados del sur de los Apalaches, su creencia viene de una mala interpretación de un pasaje bíblico que se encuentra en el Evangelio de Marcos que dice: "y estas señales seguirán a los que crean: en mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; impondrán las manos sobre los enfermos y sanarán"

Para estas congregaciones, el hecho de tomar serpientes en sus manos, es un acto que según con su propio criterio, les sirve para mostrar a los no cristianos que Dios los protege de cualquier tipo de daño. Esta práctica le ha costado la vida a muchos pastores que además de haber sido mordidos, también se han negado a acudir a un centro médico.



 Jamie Coots murió en Febrero de 2014 tras ser mordido también por una serpiente venenosa durante servicio religioso.

Actualidad Cristiana
Compartir