30/09/15 - Texas, Estados Unidos - El ex convicto Amey, ahora es un cristiano que declara haber dado su vida a Dios, y que le es necesario orar también por la policía.

La fotografía de Edward Amey ministrando a un oficial de la policía en la calle, el mismo que una vez lo detuvo, se ha convertido en viral en las redes sociales.

Edward "Doc" Amey no es ajeno a la policía, él ha sido arrestado en numerosas ocasiones y fue a la cárcel tres veces, principalmente debido a la actividad de drogas.

Pero mientras estaba en prisión hace siete años, Amey clamó a Dios en la desesperación y le preguntó a Jesús si podía cambiar sus caminos. Después de ser liberado, comenzó a asistir a la Universidad de la Biblia y se mantuvo fiel en asistir a la iglesia.

Amey dice que en los últimos días, el Señor se ha estado moviendo en su corazón para orar por los miembros de las fuerzas del orden.

"La última semana y media Dios realmente me ha estado dando el impulso de orar por los agentes de policía", dijo a la televisión local KHOU-TV el jueves.

La semana pasada, cuando Amey vio al Oficial Salvador Chapa en la calle, un oficial que una vez lo arrestó por tenencia de armas, él se acercó diciendo al policía que sólo quería orar por su vida.

"Pido a Dios para que Usted continúe velando por nosotros y que lo continúe guieando," Amey oró, uniendo las manos con Chapa. 

Kevin Woods, un amigo de Chapa, estaba de pie mirando de cerca el encuentro. Sacó su teléfono y tomó una fotografía. Woods, a continuación, publicó la foto en Facebook.

"Yo llegué a ver algo tan increíble que estoy sin palabras", escribió, "Sal arrestó a este chico hace unos ocho años, y ahora este hombre quiere orar por la seguridad del oficial", expresó con asombro el amigo del oficial Chapa.

La fotografía ha tenido más de un millón de vistas, y el Departamento de Policía de la ciudad de Texas, que también compartió la foto en su página de Facebook, ha recibido más de 26.000 "me gusta".

"Te amo", le dijo Amey a Chapa en la conclusión de la oración.

"Te quiero también, hermano", respondió Chapa. "Muchas gracias por orar por nosotros."

Actualidad Cristiana
Compartir