www.actualidadcristiana.net - Un joven ex-musulmán que se convirtió al cristianismo después de ver una visión de Jesús, ahora quiere volver a su ciudad natal para predicar el amor de Dios a sus conciudadanos musulmanes.

El portal Charisma News a través de Gordon Hicks, contó la historia de Ali de Husnain, que creció como un devoto musulmán chiíta en Pakistán.

A la edad de 16 años, Ali visitó a su tía en Oxford, Inglaterra. Una vez allí, se encontró con algunos cristianos amables que lo invitaron a la iglesia. Fue allí en ese servicio de la iglesia que Ali dio su vida a Cristo.

Cuando se hizo la invitación al final del servicio, Ali dio un paso adelante con la esperanza de encontrar a Jesús, y eso fue justo lo que pasó. El Espíritu Santo entró en su vida y Ali tuvo una visión del Señor.


Cuando Ali regresó a su casa en Pakistán, no fue aceptada su nueva fe. Terroristas islámicos radicales lo persiguieron a la escuela. Ellos lo sujetaron y lo apuñalaron en el corazón. Sin embargo, una vez más, Ali tuvo una visión de Jesús, y se sanó milagrosamente.

Fue rescatado y llevado de vuelta al Reino Unido, donde sus perseguidores le siguieron. Tenía amigos, sin embargo, por su seguridad permaneció ocultó durante un tiempo.

A Ali finalmente se le concedió asilo por parte del gobierno británico y se le permitió permanecer en Inglaterra. Su esperanza, sin embargo, es llevar el Evangelio a los de su ciudad natal en Pakistán.

Hicks escribe que las personas como Ali proporcionan esperanza para estos tiempos oscuros en que muchos de nosotros tenemos miedo a los terroristas islámicos radicales que llevan a cabo ataques como el reciente en Niza, Francia. El amor de Dios es lo que vence al mal más grande. 20/07/16
Compartir