¿Qué libros deuterocanónicos se citan en el Nuevo Testamento?

Jeff B preguntó.

Hablando con un amigo católico (yo soy protestante) sobre los libros apócrifos/deuterocanónicos, se me ocurrió que un posible argumento para su inclusión en el Canon sería su autoridad, medida de dos maneras:

  • La afirmación de que hablan en nombre de Dios (por ejemplo, «Así dice el Señor…»)
  • Ser citados por otros libros que se consideran parte del Canon

Por lo tanto, me preguntaba qué libros (si es que hay alguno) son citados o referenciados en el Nuevo Testamento.

Además, ¿hay algún libro del AT que cite a los apócrifos? (Tengo la sensación de que esta puede ser una pregunta estúpida ya que, si he entendido bien, fueron escritos en su mayoría antes que los apócrifos).

Comentarios

    5

  • Sí, de hecho hay citas en el NT de libros apócrifos. Me viene a la mente la 1ª de Pedro, pero no tengo referencias en este momento, así que no haré de esto una respuesta. Sin embargo, ser citado no hace que una obra sea autorizada o inspirada. Pablo citó a poetas griegos. –  > Por Caleb.
  • Esa es una buena pregunta de mente abierta, ¡no una estúpida! Mira esta pregunta relacionada y esta otra para obtener un poco más de información sobre las edades relativas de los libros. –  > Por Peter Turner.
  • Efectivamente, Caleb, ¡buena observación! ¡Gracias por el material de lectura extra @PeterTurner! –  > Por Jeff B.
  • Hay un recuento en Wikipedia, ver Libros_no_canónicos_referidos_en_la_Biblia. –  > Por Liudvikas Bukys.
  • @Caleb: El otro día mi hijo y yo estábamos leyendo su Biblia formateada para niños y utilizaba una cita extraíble de 1 Corintios 15:33: «Las malas compañías corrompen las buenas costumbres». ¡Pablo estaba citando al dramaturgo griego Menandro! –  > Por Jon Ericson.
3 respuestas
cwallenpoole

No hay directo al menos, no en el sentido en que, por ejemplo, se cita a Isaías, pero sí hay varias alusiones y pasajes paralelos. Aquí hay una lista de algunos de ellos, tanto del NT como del AT (y sí, soy muy consciente de que algunos de ellos son discutibles).

En cuanto a «otros libros que los citan», hay que señalar que ni el Cantar de los Cantares, ni Ester, ni el Eclesiastés se citan en otras partes de las Escrituras. También hay que señalar que el Apocalipsis de Enoc se cita en Judas, así como en I & II Pedro (y es bastante obvio que se cita en Judas y II Pedro) y nadie ve ese documento como canónico.

Comentarios

  • Me doy cuenta de que este es un post antiguo, pero para que conste, los ortodoxos etíopes y eritreos sí consideran que el libro de Enoc es canónico. –  > Por ffxtian.
emeth

El Deuterocanon citado (o referido) en el Nuevo Testamento

Otras respuestas dan listas, pero aquí hay una rápida con las referencias cruzadas en la Biblia King James protestante (1611).

  • Mateo 6:14-15 y Eclesiástico 7:14
  • Mateo 27:43 y Sabiduría 2:15,16
  • Lucas 6:31 y Tobías 4:15
  • Lucas 14:13 y Tobías 4:7
  • Juan 10:22 y 1 Macabeos 4:59
  • Romanos y Sabiduría, el barro y el alfarero
  • Romanos 11:34 y Sabiduría 9:13
  • 2 Corintios 9:7 y Eclesiástico 35:8
  • Hebreos 1:3 y Sabiduría 7:26
  • Hebreos 11:35 y 2 Macabeos 7:7
  • Apocalipsis 8:2 y Tobías 12:15 [este no está en la KJV, pero vale la pena señalar que siete ángeles de pie ante Dios no se menciona en ninguna otra parte del Antiguo Testamento griego].

Una cita en el Nuevo Testamento (o en el AT) no hace que una obra forme parte del canon

Es importante señalar esto. Hay numerosos ejemplos en las Escrituras de citas de obras religiosas que no son canónicas.

  • El ejemplo habitual es el Libro de Enoc, con el pasaje 1 Enoc 1:9 citado en Judas 1:14-15
  • El Libro de Jasher se cita en Josué 10:13, 2 Samuel 1:17-19 y 2 Timoteo 3:8.
  • El Libro de Semaías, y de Iddo el Vidente es citado en 2 Crónicas 9:29, 2 Crónicas 12:15, y 2 Crónicas 13:22
  • El Libro de las Guerras del Señor se cita en Números 21:14

La ausencia de citas no es un argumento contra la canonicidad

Si la ausencia de citas en el Nuevo Testamento pretende demostrar que el Deuterocanon no es canónico, entonces habría que aplicar el mismo principio a los libros protocanónicos de Jueces, Rut, Esdras, Nehemías, Abdías, Nahum, Ester, el Cantar de los Cantares y el Eclesiastés, todos los cuales tampoco se citan en el Nuevo Testamento, aunque tanto católicos como protestantes creen que esos libros forman parte del canon.

Algunas escrituras citadas en el Nuevo Testamento no tienen su correspondiente pasaje en el Antiguo Testamento

Una cosa interesante que puede notar es que hay obras que se citan explícitamente como escrituras en el Nuevo Testamento que no aparecen en el Antiguo Testamento en absoluto.

Algunos ejemplos:

  • Santiago 4:5 (la Escritura dice)
  • Juan 7:38 (la Escritura ha dicho)
  • Mateo 2:23 (dicho por los profetas)
  • 1 Corintios 15:45 (está escrito)
  • Lucas 24:46 (Escrituras, está escrito – podría ser una vaga alusión a Oseas 6:2)
  • Marcos 9:12 (está escrito – podría ser una vaga alusión a Isaías 53)
  • 1 Corintios 2:9 (está escrito – Orígenes y Jerónimo lo identifican como del Apocalipsis de Elías)
  • Hebreos 11:37 («aserrado en dos» – no hay referencia en el AT a tal acontecimiento, la tradición antigua relata que Isaías fue así ejecutado por orden de Manasés. Justino Mártir lo menciona en su Diálogo con Trifóncapítulo 120)

Esto es interesante, porque da crédito a una corriente de pensamiento entre los primeros Padres de la Iglesia de que los judíos de su tiempo, que negaban que Jesús fuera Cristo, habían eliminado escrituras del Antiguo Testamento – y esto es lo que resultó en su canon reducido, más pequeño que el canon de la Septuaginta (que incluía el Deuterocanon).

Esto es relevante para su pregunta, ya que parece estar centrándose en las razones para la inclusión de los libros deuterocanónicos como canon, pero algunas de las respuestas que está buscando pueden estar ocultas detrás de cómo algunos libros fueron excluidos del canon.

Aquí Justino Mártir identifica dos pasajes que estaban en su Antiguo Testamento, pero que faltaban en las escrituras judías de su época (y en los Antiguos Testamentos modernos).

~160 DC: Justino Mártir en su Diálogo con TrifónCapítulo 72

De las declaraciones, entonces, que Esdras hizo en referencia a la ley de la pascua, han sacado lo siguiente: ‘Y Esdras dijo al pueblo: Esta pascua es nuestro Salvador y nuestro refugio. Y si habéis entendido, y vuestro corazón lo ha asimilado, que lo humillaremos en un estandarte, y a partir de entonces esperamos en él, entonces este lugar no será abandonado para siempre, dice el Dios de los ejércitos. Pero si no le creéis y no escucháis su declaración, seréis el hazmerreír de las naciones». Y de los dichos de Jeremías han recortado lo siguiente: ‘Yo [era] como un cordero que es llevado al matadero; ellos tramaron una estratagema contra mí, diciendo: Ven, pongamos leña sobre su pan, y borrémoslo de la tierra de los vivos; y su nombre no será más recordado’. [Jeremías 11: 19] Y puesto que este pasaje de los dichos de Jeremías todavía está escrito en algunas copias [de las Escrituras] en las sinagogas de los judíos (pues hace poco tiempo que fueron cortadas), y puesto que de estas palabras se demuestra que los judíos deliberaron sobre el propio Cristo, para crucificarlo y darle muerte, se declara que Él mismo fue llevado como una oveja al matadero, como fue predicho por Isaías, y se representa aquí como un cordero inofensivo; pero estando en una dificultad sobre ellos, se entregan a la blasfemia. Y de nuevo, de los dichos del mismo Jeremías se han recortado estos: ‘El Señor Dios se acordó de su pueblo muerto de Israel que yacía en los sepulcros; y descendió para predicarles su propia salvación’.

Aquí, Justin Martyr nota en general que los judíos han quitado muchas escrituras de la Septuaginta («setenta ancianos»), resultando en su canon reducido, más pequeño.

~160 DC: Justino Mártir en su Diálogo con TrifónCapítulo 71

Pero estoy lejos de confiar en vuestros maestros, que se niegan a admitir que la interpretación hecha por los setenta ancianos que estaban con Ptolomeo [rey] de los egipcios sea la correcta; y tratan de enmarcar otra. Y quiero que observes que han quitado muchas Escrituras de las traducciones efectuadas por aquellos setenta ancianos que estaban con Ptolomeoy en las que se demuestra que este mismo hombre que fue crucificado fue presentado expresamente como Dios, y hombre, y como crucificado, y como moribundo; pero como soy consciente de que esto es negado por toda vuestra nación, no me dirijo a estos puntos, sino que procedo a llevar a cabo mis discusiones por medio de aquellos pasajes que todavía son admitidos por vosotros. Porque ustedes asienten a los que he traído ante su atención, excepto que contradicen la declaración: ‘He aquí que la virgen concebirá’, y dicen que debería leerse: ‘He aquí que la joven concebirá’. Y prometí demostrar que la profecía se refería, no, como te enseñaron, a Ezequías, sino a este Cristo mío: y ahora iré a la prueba…

Orígenes señala aquí las diferencias entre la copia griega del Antiguo Testamento en cada Iglesia de Cristo, y la copia judía del Antiguo Testamento de los judíos de su época. Cree que los gobernantes y ancianos judíos quitaron todo pasaje que pudiera desacreditarlos entre el pueblo, dando ejemplos como la historia de Susana que está en la Septuaginta pero no en la copia judía.

~240 DC: Orígenes en su Carta a Africanus

En respuesta a esto, tengo que decirte lo que nos corresponde hacer en los casos no sólo de la Historia de Susana, que se encuentra en todas las Iglesias de Cristo en esa copia griega que usan los griegos, pero que no está en la hebrea, o de los otros dos pasajes que mencionas al final del libro que contiene la historia de Bel y el Dragón, que tampoco están en la copia hebrea de Daniel; sino también de otros miles de pasajes que encontré en muchos lugares cuando con mis pocas fuerzas cotejaba las copias hebreas con las nuestras. […]

Y me esfuerzo por no ignorar sus diversas lecturas, no sea que en mis controversias con los judíos les cite lo que no se encuentra en sus copias, y que pueda hacer algún uso de lo que se encuentra allí, aunque no esté en nuestras Escrituras. […]

Por lo tanto, creo que no es posible otra suposición que la de que los que tenían la reputación de sabios, y los gobernantes y ancianos, quitaron al pueblo todo pasaje que pudiera desacreditarlos entre el pueblo. No es de extrañar, pues, que esta historia de la malvada maquinación de los ancianos licenciosos contra Susana sea cierta, sino que fue ocultada y eliminada de las Escrituras por los propios hombres no muy alejados del consejo de estos ancianos. […]

Lo que he dicho es, creo, suficiente para probar que no sería nada maravilloso si esta historia fuera cierta, y el ataque licencioso y cruel fuera realmente hecho contra Susana por los que entonces eran ancianos, y escrito por la sabiduría del Espíritu, pero eliminado por estos gobernantes de Sodoma, como el Espíritu los llamaría. […]

Aquí Jerónimo y Agustín discuten que los judíos habían omitido o alterado las escrituras. Agustín aclara la diferencia entre los judíos antes del tiempo de Cristo, y los judíos después del tiempo de Cristo que negaron que Jesús era el Cristo.

~400 DC: Jerónimo y Agustín en sus cartas mutuas

Jerónimo, Carta 75…En mi intento de traducir al latín, para beneficio de los que hablan la misma lengua que yo, la versión griega corregida de las Escrituras, me he esforzado no en reemplazar lo que ha sido largamente estimado, sino sino en poner de relieve las cosas que han sido omitidas o alteradas por los judíospara que los lectores latinos sepan lo que se encuentra en el original hebreo.

Agustín, Carta 82: En cuanto a tu traducción, ya me has convencido de los beneficios que se obtienen con tu propuesta de traducir las Escrituras del original hebreo, para que puedas sacar a la luz las cosas que han sido omitidas o pervertidas por los judíos. Pero le ruego que tenga la bondad de decir por qué judíos se ha hecho esto, si por los que antes del advenimiento del Señor tradujeron el Antiguo Testamento -y si es así, por cuál o cuáles de ellos- o por los judíos de épocas posteriores, que se puede suponer que han mutilado o corrompido los manuscritos griegos, para evitar que ellos mismos no puedan responder a las pruebas dadas por éstos en relación con la fe cristiana. No puedo encontrar ninguna razón que haya impulsado a los primeros traductores judíos a tal infidelidad. Le ruego, además, que nos envíe su traducción de la Septuaginta, que no sabía que había publicado.

Y aquí Isidoro dice que los judíos recibieron originalmente el Libro de la Sabiduría (uno del Deuterocanon) como parte de sus escrituras canónicas, pero después de ver a Jesucristo y reconocer las profecías en ese libro, lo eliminaron de su canon.

~600 AD: Isidoro de Sevilla

Como ha registrado cierto conocedor, los hebreos recibieron esta obra (Sabiduría) entre las Escrituras canónicas. Pero después de haber apresado y matado al Cristo, recordando los testimonios más evidentes relativos a Cristo en ese mismo libro, en el que está escrito: ‘Los impíos dijeron entre sí, ‘apoderémonos del justo’, etc., aconsejándose para que no se les impusiera un sacrilegio tan evidente, lo cortaron de los volúmenes proféticos, y prohibieron su lectura a su pueblo. [citado por Andrew Edward Breen en su Introducción general y crítica al estudio de las Sagradas Escrituras. Fuente original no identificada].

Las referencias de lo anterior, y más detalles, están disponibles aquí

Yuri Igorevich
  • Mateo 6:19-20 – La afirmación de Jesús sobre acumular un tesoro en el cielo sigue al Eclesiástico 29:11 – acumula tu tesoro.
  • Mateo. 7:12 – La regla de oro de Jesús «haz a los demás» es lo contrario de Tobit 4:15 – lo que odies, no lo hagas a los demás.
  • Mat. 7:16,20 – La declaración de Jesús «por sus frutos los conoceréis» sigue al Eclesiástico 27:6 – el fruto revela el cultivo.
  • Mateo 9:36 – la gente era «como ovejas sin pastor» es lo mismo que Judith 11:19 – ovejas sin pastor.
  • Mateo 11:25 – la descripción de Jesús «Señor del cielo y de la tierra» es la misma que Tobías 7:18 – Señor del cielo y de la tierra.
  • Mateo 12:42 – Jesús se refiere a la sabiduría de Salomón, la cual fue registrada y hecha parte de los libros deuterocanónicos.
  • Mateo 16:18 – La referencia de Jesús al «poder de la muerte» y a las «puertas del Hades» hace referencia a la Sabiduría 16:13.
  • Mateo 22:25; Marcos 12:20; Lucas 20:29 – los escritores de los Evangelios se refieren a la canonicidad de Tobías 3:8 y 7:11 en relación con los siete hermanos.
  • Mt. 24:15 – el «sacrilegio desolador» al que se refiere Jesús también está tomado de 1 Mac. 1:54 y 2 Mac. 8:17.
  • Mt. 24:16 – que «huyan a las montañas» está tomado de 1 Macc. 2:28.Mt. 27:43 – si es el Hijo de Dios, que Dios lo libre de sus adversarios sigue a Sabiduría 2:18.
  • Marcos 4:5,16-17 – la descripción que hace Jesús de las semillas que caen en terreno pedregoso y no tienen raíz sigue al Eclesiástico 40:15.
  • Marcos 9:48 – la descripción del infierno donde su gusano no muere y el fuego no se apaga hace referencia a Judith 16:17.